TÁCTICA. La mujer del Nabo Barreiro se compara tácitamente con Ernestina Herrera de Noble ¡Acá está la madre del borrego!


El gobierno nacional no reaccionó cuando Clarín consumó la maniobra que puso fuera de la alcance de una justicia (que, en general, no tiene ninguna voluntad de esclarecer el caso) a la apropiadora Laura Ernestina Herrera de Noble (porque no cabe duda de que se apropió de manera conspicuamente ilegal de los dos bebés que anotó como hijos propios y que les dio, también irregularmente, el apellido del hace muchos años occiso Roberto Noble) a pesar de estar clarísima su carácter de delincuente reincidente y a pesar también de que no se sabe aún quienes fueron los progenitores de Marcela y Felipe), dejó de interesarle, ni siquiera puso la lupa sobre la antigua directora del Banco Nacional de Datos Genéticos y su relación con el ex juez Gabriel Cavallo, contratado por el Grupo Clarín por una millonada para que les resolviera el tema.

Los Barreiro advierten similitudes en ese caso y el suyo, ya que tiene anotada como hija propia a quien a todas luces fue una beba apropiada, Irene, de 33 años. El juez Lijo, que no es precisamente el Che Guevara, dijo con muicha claridad que de eso casi no hay dudas. Acorralados, El Nabo y su esposa, pretenden transitar la misma ruta de impunidad que Ernestina, ver si pueden asegurarla tirando algunos datos a troche y moche. El problema para él es que se nota a la lengua que además de baladrón, es un mentiroso consuetudinario. ¡hay que tener mucha cara de mármol para decir que «en La Perla no se mató a nadie».

Dijo que se hicieron los anális de ADN en el mismo laboratorio que ella

La mujer del Nabo Barreiro mencionó enigmáticamente a Laura Ernestina Herrera de Noble

  • Memoria Verdad y Justicia - Télam

    Sacada, Delia Maggi de Barreiro tira del pelo de Irene, a quien anotó como su hija, luego de que ella le arrojara la bombacha al sorprendido juez Ariel Lijo, quien lo cuenta en la crónica.

TÉLAM, MEMORIA, VERDAD Y JUSTICIA

Ana Delia Maggi, esposa del ex mayor Ernesto Barreiro, apodado “El Nabo”, que fuera jefe de “interrogadores” en el centro clandestino de detención, tortura y exterminio de La Perla, en los suburbios de la ciudad de Córdoba, se refirió tácita y enigmáticamente a Ernestina Herrera de Noble, máxima accionista del Grupo Clarín. Tal como confirmó hoy el juez federal Ariel Lijo, pesa sobre el matrimonio la firme sospecha de que se apropio de quien está anotada como su única hija, Irene, de 33 años. Entrevistada por CN23, Diana Maggi de Barreiro (que al igual que Cecilia Pando integra la “Asociación de Familiares y Amigos de los Presos Políticos”, en referencia a los convictos y procesados por crímenes imprescriptibles por haber sido cometidos en el marco del Terrorismo de Estado) afirmó que tanto ella como su marido se hicieron los exámenes de ADN en el mismo laboratorio en que se los hizo Ernestina Herrera de Noble.

Este es el monólogo textual que vertió por CN23 la esposa de Barreiro, a partir de la pregunta del periodista acerca de si no es acaso cierto de que fue su supuesta hija, Irene, la que inició los trámites para averiguar su verdadera idendidad:

«Ella no se presentó nunca en Abuela. Nosotros le hemos dicho y le hemos asegurado a (los jueces de) la Cámara de Casación (cuando se recusó al juez) que ninguna de las dos vamos a ir al Banco (Nacional) de Datos Genéticos, que está manipulado por intereses que no nos competen… Es decir: no confiamos en la seguridad de que nuestros ADN sean… estén seguros…

«Le explico por qué. Nosotros nos hicimos dos ADN, uno en España, en Genómica, que es una entidad internacional y certificado por La Haya (?) Eso se presentó, y nos hicimos un segundo ADN los tres en Primagen, que es el mismo laboratorio que hizo los ADN de la familia Noble.

Seguidamente, habla, por teléfono, el propio Nabo Barreiro. Dijoe que «el Banco Nacional de Datos Genéticos tiene un Consejo Director en el cual, entre otras cosas, está integrado por las Abuelas de Plaza de Mayo que es (sicv juez y parte, lo que descalifica su accionar. Este es el problema más grave que hay. ¿Cómo pueden ser denunciantes las Abuelas de Plaza de Mayo y a la vez ser parte integrante del Banco Nacional de Datos Genéticos? Es totalmente incompatible una cosa con la otra.

«Lo segundo es que cuando se hace una denunCia por la apropiación de un menor lo normal es que se diga quién es el familiar afectado (sic) cosa que en nuestro caso no ha ocurrido. Es todo una suposición fantasiosa de alguién que incluso no se identificó».

Seria y sólida

El juez federal Ariel Lijo dijo por la mañana que la denuncia acerca de la posibilidad de que la hija del ex mayor Ernesto «Nabo» Barreiro haya sido apropiada es «seria, sólida» por lo que se deberá hacer la prueba de ADN, más allá del episodio ocurrido el 24 de septiembre pasado cuando la joven arrojó su bombacha en su despacho, al que Lijo la había conovocado para informarle de la marcha de la causa que tiene como objetivo establecer su filiación.

Luego de que esta semana el represor dio datos sobre la posible ubicación de restos de víctimas del terrorismo de Estado en el juicio sobre La Perla, en Córdoba, Lijo destacó en diálogo con radio Vorterix que la investigación sobre la posibilidad de que la hija de Barreiro haya sido apropiada está «firme».

«Es una denuncia que inició la unidad fiscal que dirige el doctor Pablo Parenti sobre menores apropiados en la época del proceso, se hizo la denuncia, es sólida, es seria, y el paso ineludible es el test de ADN», manifestó Lijo.

Agregó que «en este caso yo entendí» que «hay muchas circunstancias del caso que hacen dudar sobre las condiciones del nacimiento, la forma en la que se anotó, dónde, en qué lugar, que personas participaron en la certificación del nacimiento, diferencias con otros familiares, con los hermanos» por lo que se ordenó la «extracción de ADN».

Respecto del episodio de septiembre pasado, recordó que tuvo la entrevista con la joven «donde tal como impone el Código le expliqué lo que ocurría, con gente del (Hospital) Durand, ella pidió estar con una abogada de confianza y así fue. Piensen que ella es la víctima, y por otra parte, vino con la madre, que sería la imputada», analizó.

Contó también que la joven «tenía la decisión de no dejarse tomar la muestra de ADN» y que el principal problema radica en que «ella no se considera víctima y actúa como si el Estado la estuviera atacando», por lo que llegó a arrojar una prenda íntima en el medio de la reunión con las autoridades judiciales.

Lijo recordó que «luego me recusaron, yo contesté; y la Cámara hace unos días confirmó ese rechazo así que vamos a seguir con la unidad fiscal, porque es muy complejo y hay que tener paciencia y buscar mecanismos para que ella acceda al examen de ADN».

Deslizó además que según tienen conocimiento, la joven misma había «concurrido a una ONG porque tenía dudas» sobre su origen, un tiempo atrás.

Más información acá. Audio acá.

http://memoria.telam.com.ar/noticia/maggi-de-barreiro-se-comparo-con-ernestina_n5059

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: