DEBATE. Daesh, Isis, Estado Islámico: Un pésimo punto de partida

CnMLZxOUMAEVmru.jpg small
POR ROBERTO VERTUTTI verttuti@gmail.com
La nota del “Blog de Abel; pensando en voz alta” bajo el título “Sembrando el terrorismo”, dice que el escrito del corresponsal de Página/12 en París Eduardo Febbro Confrontación confesional, xenofobia y exclusión,  que reproduce, es un “buen punto de partida” para el análisis de los orígenes del Califato o «Estado Islámico». Esa nota también es reproducida po Pájaro Rojo bajo el título ISIS – DAESH – ESTADO ISLÁMICO. El origen de la pesadilla , sin que se objete lo de que la nota de Febbro sería un buen punto de partida para un debate más profundo.

Creo que para nada es así. Que es un pésim punto de partida. Veamos.

Escribe Febbro: “Ben Laden y el entorno teórico de Al Qaeda están obteniendo una horrenda victoria póstuma a través del Estado Islámico”. ¿Cuál es o dónde está la victoria póstuma de Ben Laden? Si existiera tal victoria, sería la del imperialismo occidental, porque Ben Laden fue y será (si sigue vivo) una herramienta de los genocidas de Occidente. Ben Laden nunca dejó de ser una creación y personero del imperialismo. Hasta tal punto, que no tuvo nada que ver directamente con el atentado del 11/9, aunque sí fue usado su nombre para el plan del gobierno de Bush. Hasta tal punto esto es así, que ni lo mataron ni su cuerpo fue tirado al mar.

Simplemente, se trató de otra operación de bandera falsa. Hablar de una “victoria póstuma” de Ben Laden es lo mismo que decir que era enemigo del imperialismo, algo absolutamente falso. Pero además, ¿en dónde estaría esa victoria de Ben Laden? No la obtiene en ninguna parte del mundo. Y menos que menos en Medio Oriente. Y donde supuestamente la obtuvo –Libia– están prácticamente arrepentidos del desastre a que dieron lugar.

ISIS, al-Qaeda, al-Nusra, etc, retroceden en todas partes, van de derrota en derrota, después de efímeros –aunque brutalmente destructivos y asesinos– avances. Por otra parte, ¿a qué “entorno teórico de al-Qaeda” se refiere la nota? Porque el supuesto entorno teórico no es sino el creado por el imperialismo occidental a través de otra herramienta a su disposición: el wahabismo. Y como todos saben, el wahabismo es un invento que bajo el disfraz de “corriente islámica” encierra una doctrina contraria al Islam. El wahabismo es al Islam lo mismo que lo fueron los mercaderes ingleses a la lucha por la independencia en las colonias de España. Es el enemigo disfrazado de amigo.

Luego escribe Febbro: “Las miles y miles de personas que mueren en atentados en varias regiones del mundo”. Se supone que habla de los atentados llevados a cabo por supuestos “islamistas”, como el ISIS y sus iguales. Esto tampoco es así. “Las miles y miles de personas que mueren en atentados (islamistas)” se concentran casi totalmente en la zona del Medio Oriente, porque esa es la zona de la que ahora quieren adueñarse definitivamente los genocidas de Occidente. Y dice que todos esos muertos tienen “un origen teórico común” pero no lo expone. Y achaca los muertos también a “una decisión estratégica fundacional pactada por Estados Unidos y Arabia Saudita”. ¡Pero, sugestivamente, no incluye en esa “decisión estratégica” a la Unión Europea y a Israel! ¿Por qué será?

Después habla de “un error garrafal cometido en Irak luego de la invasión de 2003” y dice que los tres puntos mencionados “van a diseñar el espantoso mundo en el cual vivimos”. ¡Absolutamente incorrecto! Todo el horror que se vive en el mundo no proviene de ahora, sino de la política genocida imperialista desarrollada “con más esmero” a partir de la revolución industrial (mitad del siglo XVIII y principios del siglo XIX). Dicho en otras palabras, lo que sucede con el llamado “yihadismo” no es más que parte de un plan más amplio y profundo que se sintetiza en la frase de James Carville “es la economía, estúpido”. Lo que sucede en Medio Oriente es la continuación de la política económica inglesista de Bernardino Rivadavia en Argentina, de la Guerra del Opio en China, de la I y II Guerra Mundial, del genocidio belga en el Congo y Namibia entre 1885 y 1909, del genocidio francés en Argelia, de la invasión y matanza en Afganistán, del destrozo y matanzas en la ex Yugoslavia, del genocidio manipulado aparentemente por Francia en Ruanda, de las matanzas en Mali, República Centroafricana, de la guerra de Malvinas, etc., etc. No olvidemos que el imperio genocida occidental intentó el desarrollo del “yihadismo” –pero fracasó– en la región autónoma Uigur de Sinkiang (China) así como en Chechenia y otras zonas del Cáucaso.

La nota retoma luego la misma idea en otros marcos:

(I). El “yihadismo” de hoy día en Medio Oriente. Aquí vuelve a pasarse por alto a la Unión Europea y a Israel. ¿Casualidad? Vaya uno a saber….

(II). Los atentados en Occidente. En este marco habla de un “teórico de la tercera yihad” –M. al-Souri– y dice que su teoría se está haciendo realidad a través de lo que denomina “la Jihad global del pobre”, por lo que sus escritos “se han convertido en una biblia y en el manual de iniciación básico para todos los candidatos a la guerra santa contra Occidente”… El grado de disparate de esto es increíble. Y digo “disparate” pensando que quien escribe es honesto. De lo contrario, otro sería el adjetivo…

Veamos. ¿Por qué no empieza por definir claramente qué es el “yihadismo” y el “Estado Islámico”? Al no hacerlo, le hace el juego, consciente o no, a ese engendro teórico de M. al-Souri. No explicar claramente que el llamado “Estado Islámico” ni es estado ni es islámico y que la llamada “Jihad” de los terroristas no tiene nada que ver con el Islam, lleva a colaborar, de manera consciente o no, con el terrorismo. Ahí nomás, añade una barbaridad espectacular: “el Estado Islámico está llevando a la realidad la Jihad global del pobre”. Y digo que es una barbaridad porque lo que hacen los terroristas del ISIS no tiene nada que ver con la yihad de la que habla el Corán. La llamada “yihad” del ISIS no es más que una hábil invención de los “think tank” (laboratorios de ideas elaboradas por expertos) de Occidente, quienes la pergeñaron, organizaron y echaron a rodar.

El autor de la nota no tiene la más mínima idea de lo que es la “yihad” según el Corán. Y sobre llovido mojado, pues afirma que se esta haciendo realidad la “jihad global del pobre”. ¿Tendrá alguna idea de lo que escribió? Para empezar, no se trata de lo que él dice sino de una matanza, un genocidio llevado a cabo por los imperialistas de Occidente con tropa disfrazada de musulmana. Además, aunque aquí se pondría la palabra “pobre” como sinónimo de “mayoría” o de “gran parte del pueblo”, la verdad es que lo que está sucediendo no lo desarrollan ni los pobres ni el pueblo de ningún país del Medio Oriente sino una banda de criminales ignorantes del Islam. Pero no solo se trata de una banda de criminales ignorantes del Islam sino que la inmensa mayoría de ellos son extranjeros que fueron a invadir Libia, Siria, etc., en el papel de mercenarios, asesinos y ladrones a sueldo. Se trata de unos 30 mil o más terroristas provenientes de más de noventa países, captados por el dinero y el palabrerío hueco del wahabismo antiislámico de Arabia Saudita, y armados/respaldados por Turquía, EEUU, la Unión Europa, Israel, Jordania y las demás monarquías de la península arábiga. De todo esto Febbro no dice ni una palabra.

Repito, todo esto se vería muy claramente si el autor hubiese empezado por explicar qué es el llamado “Estado Islámico”, de donde surge, porqué surge, para qué surge.

(III). La invasión de Irak. Culpa de todos los desatinos de la misma a una sola persona (Paul Bremmer). ¿Está en sus cabales el autor de la nota? En verdad, ¿puede creer que una sola persona decidiría la política a seguir en Irak? ¿No le llamó la atención que es la misma política seguida, por ejemplo, en Libia? ¿También en Libia lo decidió solo una persona? ¡Por favor! Todo lo que pasó en Irak, al igual que en Libia y en general en Siria, fue y es parte de un plan que no lo decidió una persona sino el conjunto de los diseñadores de las criminales políticas imperialistas. Políticas que tienen como elementos indispensables golpear; matar; destruir; violar; crear todo tipo de divisiones entre los miembros de un mismo país, de una misma etnia, de una misma religión, etc; hacer retroceder a la zona en donde meten sus garras a la época de los cavernícolas, como lo hicieron en Libia, lo están haciendo en Siria y lo intentaron hacer en Líbano. Y todo eso para, luego de aplicar a fondo el “masacra y divide para reinar”, robar todo lo posible, corromper todo lo posible, sembrar veneno todo lo posible (por ejemplo, balas y explosivos con uranio empobrecido).

Pero nada de todo lo dicho entra en el análisis del autor de la nota. ¿No se da cuenta que los imperialistas de occidente debían hacer todo eso para luego montar la llamada “yihad”, el llamado “Estado Islámico”, el llamado “al-Nusra”, etc? ¿Por qué en su escrito no hace ninguna investigación de quién o qué es al-Nusra, ese ente abominable considerado “la oposición moderada” por los imperialistas occidentales genocidas? Pero además, y muy extrañamente, en tanto considera “islámicos” a todos esos terroristas, no hace ningún análisis respecto al 95% de lo que se da en llamar “islámicos del mundo”. Habla de “extremismo islamista” sin definir primero qué es Islam y qué no es Islam. Es como si jugaríamos con cartas marcadas, es decir, preparadas para la trampa. Y el que calla, otorga… Presenta a al-Souri casi como un genio: “la obra (su libro)….. se ha convertido en una biblia y en el manual de iniciación básico para todos los candidatos a la guerra santa contra Occidente”. ¿Tiene idea Febbro de lo que está diciendo? ¿Cómo es posible que presente a la mano derecha de Ben Laden –agente excelso del imperialismo occidental– así? Las posibilidades con al-Souri serían dos. Se trata sencillamente de otro agente del imperialismo genocida al que se le hace escribir tal o cual cosa, o es uno de los tantos wahabitas antiislámicos ignorantes del Islam que trabajan, de hecho, para los intereses imperialistas occidentales.

¿Es posible que Febbro no tenga en cuenta que se fue demostrando que prácticamente todas las acciones llevadas a cabo por esos terroristas supuestamente islámicos son de bandera falsa, incluido el atentado contra las torres gemelas así como los cometidos en aeropuertos europeos, Turquía, Orlando, Niza, Normandía, Bruselas, París, etc?

En fin, se puede seguir analizando esta nota pero creo que con lo dicho basta. Solo tomo las oraciones finales del escrito que dicen: “Las palabras de al-Souri se convirtieron en semillas de bombas humanas que no sólo destrozan vidas en París sino, también, en Irak donde, casi en silencio, centenas de vidas humanas desaparecen tragadas por bombas activadas hace mucho por las potencias occidentales” y las parafraseo:

Las palabras inventadas por los “think tank” del genocida imperialismo occidental y presentadas como dichas por un teórico islámico (al-Souri), se convirtieron en semillas de bombas humanas que no sólo destrozan vidas en París sino, también en otras partes del mundo y en Irak donde, casi en silencio, centenas de vidas humanas desaparecen tragadas por bombas activadas hace mucho por los mismos imperialistas genocidas de Occidente.

Resumiendo, así como es bastante fácil enredar una madeja de hilo pero lleva mucho tiempo y maña desenredarla, así también parecería que es fácil escribir cosas como estas que llevan a conclusiones que se alejarían de la realidad y que luego lleva tiempo ponerlas en el marco correspondiente para que la realidad se pueda ver con cierta claridad. Hemos visto que hasta mentiras puntuales o “incorrecciones” han llevado a perder elecciones, dejar de lado a una persona, etc. Ni hablar que análisis fallidos, repetidos una y otra vez, llevarían a perder la realidad de los hechos con bastante facilidad. Y no solo el análisis sino el propio título de la nota de Febbro irían en un rumbo equivocado. ¿De qué “confrontación confesional” habla? Este es un error que juega a favor del imperialismo genocida de Occidente. ¿De qué xenofobia habla? Este es otro delirio impuesto por el imperialismo genocida de Occidente. Y lo mismo sucede con el término “exclusión”. Febbro, le sugiero que corra el tarro o desvíe el chorro. Si no lo hace usted sabrá porqué.
Por lo tanto concluyo que esta nota para nada sería “un buen punto de partida” para entender lo que sucede y qué es el supuesto “terrorismo islamista”. Más bien la consideraría un buen punto de partida para la confusión, para llevar a que se enrede y se vuelva difícil aclarar todo lo que tiene que ver con este tema. Y a río revuelto ganancia del pescador, es decir, del imperialismo occidental genocida.

Por último, a quien le interese, puede ver un artículo que considero interesante sobre las raíces de los grupos terroristas, titulado «ISIS”, “CALIFATO ISLAMICO”, “EI”, “AL QAEDA”, ETC: ¿CUÁLES SON SUS RAÍCES?

Comentarios (3)

  1. AvatarRoberto

    El señor Febbro, a quien Verttuti le envió la nota, escribió a este. Aquí está lo escrito por Febbro y la respuesta de Verttuti:

    Roberto Verttuti
    15:33 (hace 17 minutos)
    Estimado Febbro: Interesante su respuesta. ¡Pero no refuta ninguna idea, ninguno de mis conceptos o «burradas», nada de nada! Es sorprendente. Pero bueno, el que calla otorga. Le deseo lo mejor. Roberto

    Eduardo Febbro
    23:13 (hace 16 horas)
    Senor
    Leo su correo y me asombro de la cantidad de errores, burradas y vicios ideolôgicos que contiene. Asombroso.

    Responder
  2. AvatarAna Lía Pujato (@pujapais)

    gracias roberto, quería escribir a este blog diciendo lo que decís, y no hubiera podido hacerlo tan bien.

    leí la nota en el blog de abel, sin sorprenderme, es la línea ahí en lo internacional y no tuve tiempo de replicar.

    pero verla aquí, y alabada!

    es la primera vez que encuentro un error de ese calibre en este portal, con el que siempre coincido en el enfoque, en lo nacional e internacional.

    hay un leitmotiv en las notas de febbro, jodido leitmotiv que lamentablemente tal vez sólo refleje la postura del página 12 (única lectura posible de un diario masivo para las noticias a nivel nacional).

    basta releer sus vergonzosos envíos cdo el autoaffair charlie; propanganda sionista sería lo adecuado.

    los comentarios de cuño occidental y cristiano de cada atentado en europa, que terminan en el acto y las víctimas.
    las investigaciones de mandantes y motivos no interesan.

    y el dictador sirio y el zar putin, siempre presentes! más palos para venezuela y más disimuladamente para evo.
    en política exterior del página12 se advierte claramente la bajada de línea del página 12 en lo internacional es más que evidente!

    confío en que un error como éste no se repetirá; el pájaro demuestra a diario su capacidad de análisis y compromiso.

    Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *