GENOCIDIDAS El pensamiento inconfesable de la oligarquía: una apología del exterminio en masa

Mi hijo está en Bariloche de viaje de egresados. Con ese motivo, se armó una lista de whatssap de las madres de los muchachos en la que participan algunos padres. Uno de ellos, un tal H., por error envió este video. A mi juicio, es tan grave como si se tratara de pornografía con niños. Porque es una apología no sólo de la violencia, sino directamente del genocidio, Con el agravamento de quien lo propone, salta a la vista (o, mejor dicho, al oído) no es un nazi hijo de walkirias sino un criollo cuyo acento norteño lo emparienta con Alfredo Ortega, el inefable diputado sojero por Salta de campera amarilla e ideas tan reaccionarias, como carpetovetónicas y atrabiliarias (ya que estamos, ofrecemos debajo un revelador texto sobre el mismo, Cepillo).

Uno sospecha, con todo, que esas ideas no son demasiado diferentes a los que pueden albergar los sátrapas que aún, contra viento y marea, mantienen presa a Milagro Sala y sus compañeras, por indias, negras y mujeres, pero que se cuidan de verbalizarlas. Porque este es el pensamiento profundo de la derecha argentina que en términos urbanos expresa el “copado” Baba Etchecolataz

Canallas que creen que Videla, Menéndez, Suárez Mason, Masseras & Co. se quedaro cortos, qué fueron tímidos y hasta apocados.

Alguién debería soplar quien es el autor de este video, de modo de acusarlo y procesarlo por apólogo del genocidio.

 

Ilustración. portada de una novela del coruñes Héctor Carré, asiduo visitante de Buenos Aires.

Cepillo

Año 1995. Don Alfredo ya se había asentado por fin en Salta y se había jurado que de una vez por todas tenía que poner en caja a su hijo, Cepillo. No soportaba que siga pelotudeando con las motos y las lanchas y le montó una consecionaria de maquinaria agrícola. Y como para queCepillo no chocara la calesita, también le montó una gerencia con gente de veras capacitada.

Yo era gerente regional de uno de los tres bancos privados más grandes del país y Don Alfredo estaba por firmar un crédito grande. Creo que para importar maquinaria, no recuerdo bien. Lo cierto es que el banco me mandó a supervisar el cierre de la operación, que salió muy bien.

Entre los varios encuentros informales que tuvimos con su equipo, Don Alfredo invitó a la delegación del banco a almorzar. Fue una comida normal, bien regada pero sin ningún exceso, ya que no dejaba de ser un almuerzo de trabajo. Éramos 3 ejecutivos del banco y 4 del equipo del anfitrión, uno de los cuales era Cepillo, quien no abrió la boca o no dijo nada que merezca recordarse en todo el almuerzo.

Invitaba Don Alfredo, así que se me dio por dejar la propina. A plata de hoy sería una cuenta de 3000 pesos y yo habré dejado 450 para el mozo. Por primera vez reparé en la voz aflautada y expresión sobona deCepillo cuando me dijo, mientras retiraba 400 pesos de la propina y me los ponía de prepo en el bolsillo: “Lleve gerente, lleve. ¿Sabe que pasa? Usted se vuelve a Buenos Aires pero nosotros nos quedamos. Si me mal acostumbra a estos negros un día nos pasan por arriba”.

Volví a ver a Cepillo 10 o 15 años después pero por TV. Era diputado y usaba una campera amarillo rabioso.

Comentarios (5)

  1. ro

    Que pedazo de hijo de puta.

  2. eljardinero

    Es Olmedo el diputado garcasojero. Saludos.

  3. Leila

    Esto es un poco preocupante pero también parece artifical, video anónimo seguramente, como lo fue el que se pasó en una escuela por el acto del 24. Me preocupa más el grupete de lumpenes o servicios que estuvo en la casa de chubut haciendo desmanes supuestamente por pedir la aparición de Santiago Maldonado, pero en la pintada pusieron Sebas. Ahora acaban de irrumpir en el acto del congreso, huele a servicio mal.

  4. horacio

    definitivamente asi es la clase q tiene los medios se produccion aacá y de paso tambien son los dueños de los medios de informacion y de produccion cultural. Asi que si no intervwmimos fuertemente en los dos el dia q volvamos a gobernar nos vuelven a reventar. miremos venezuela y brasil. Por ahi vienen estos tipos y la muerte no es un límite para ellos

  5. eloshcar

    No digo que aca en Salta y todo el norte no haya de estos energumenos (en Salta hay quienes aun odian a Guemes) pero el acento me parece mas bien correntino

Comentarios cerrados

A %d blogueros les gusta esto: