CASO ASSANGE – SILENCIO EN OCCIDENTE: Si fuera perseguido por Rusia, las campañas por su libertad atronarían el mundo

El periodista y escritor británico Neil Clark, dice alto y claro muchas verdades sobre la persecución a Assange. Resalto una de las que también había pensado: si Julian Assange fuera un periodista tratado así por Rusia, la campaña global sería atronadora.¿Quién no recuerda la machacona campaña que occidente hizo por el ruso Alexander Solyenitzin, el autor de «Archipiélago Gulag? Le dieron el Nobel de Literatura, y EEUU utilizó a Solyenitzin durante muchos años como eje de la propaganda anticomunista. Si Assange llega a caer en manos de los EEUU y le ofrecieran las mismas condiciones de detención -las reales, no las de la propaganda de occidente- que tuvo Solyenitzin, seguramente aceptaría sin dudarlo. Por cierto, Solyenitzin regresó a Rusia y acabó renegando de los EEUU y pasó a ser «el mejor ex amigo de occidente». M. Mestre

¿175 años en la cárcel por revelar crímenes de guerra? ¿Dónde está la indignación de los medios occidentales por la persecución a Assange?

 

Resultado de imagen de assange free

NEIL CLARK /RUSSIA TODAY

La noticia de que el editor de WikiLeaks, Julian Assange, ha sido acusado de 17 cargos adicionales en virtud de la Ley de Espionaje de los Estados Unidos y podría ser condenado a hasta 175 años de prisión debe preocupar a todos los periodistas, en todo el mundo.

Algunos, en un gesto que los honra,  se han pronunciado en contra de la implacable persecución al australiano de pelo blanco que nos contó la verdad.

Pero  esa escasa protesta, no es nada comparado con la indignación que podría y debería ser agitada. La mayoría de los periodistas en occidente  se han mantenido tan silenciosos como monjes trapenses con dolor de garganta, o se han puesto del lado de las autoridades que actúan contra Assange.

Imagínese, como ya señalé,  si Julian fue  un disidente ruso, y las autoridades rusas lo trataran de la misma manera. Veríamos columna tras columna en «periódicos serios» instando a las personas a unirse a la campaña «Free Assange». Las celebridades se atropellarían entre ellas, para mostrar su apoyo. Se pediría que se impusieran  más sanciones a Rusia y que se mantuvieran hasta que se liberara  al «prisionero político». Pero, ¿quién ha salido en defensa de Assange, a excepción de Pamela Anderson y Roger Waters? ¿Dónde están los grandes «defensores de los derechos humanos»?

Para que no olvidemos, la narrativa liberal neoconservadora dominante sobre Assange fue que era un cobarde que se escapó de los «cargos de violación» para esconderse en la Embajada de Ecuador.

En 2010, el abogado de Assange declaró: “El gran riesgo, el riesgo que siempre nos ha preocupado, es la extradición a los Estados Unidos. Y eso parece ser cada vez más probable «.

Ahora que han llegado las acusaciones de los EEUU, ¿Tendrán la gentileza,  aquellos que se burlaron de las preocupaciones de Julián, admitir que estaban equivocados, y que su entrada  a la embajada ecuatoriana estaba justificada?

Entre las personas que le deben una disculpa a Assange se encuentra Emma Arbuthnot, la juez principal de distrito, quien en febrero de 2018 dijo que no encontraba que fueran «razonables»  los temores de Assange de extradición a los Estados Unidos.  Pero lo eran, como demuestran los acontecimientos.

En cuanto a Suecia, sabemos por los correos electrónicos filtrados,  la presión ejercida sobre los suecos por las autoridades británicas para no abandonar la investigación de Assange. «¡¡No se atrevan a dejarlo enfriar!», dijeron a los suecos.

Es difícil creer que no se volvieron a hacer exhortaciones similares después de que Assange fuera sacado de la Embajada de Ecuador y he aquí que el lunes se anunció que los fiscales en Suecia habían pedido a los tribunales que solicitaran la detención de Assange como parte de una investigación sobre las denuncias de violación.

Por supuesto que una denuncia de violación es grave. Pero, el antiguo principio legal «inocente hasta que se pruebe lo contrario» se tira por la ventana cuando se trata de Assange. No es sólo un caso de «culpable antes de ser juzgado», sino que  Assange es «culpable aunque no haya habido cargos».

El gran «crimen» de Julian, y la razón por la que probablemente nunca más volverá a estar en libertad, fue  abrir la cortina para mostrarnos lo que había detrás. Para revelar lo que nuestros gobiernos -que pagamos nosotros- estaban haciendo en nuestro nombre. Expuso los crímenes de guerra occidentales. Nos mostró lo que realmente estaba pasando. Publicó información que nosotros, como contribuyentes, tenemos todo el derecho a saber. Él es como Tobermory, el gato parlante, en el cuento clásico de Saki. (N.de la E. les recomiendo leer los cuentos de Saki, un escritor escocés nacido en Birmania y muerto en la I Guerra Mundial).

Sin embargo, mientras Assange languidece en la cárcel y se enfrenta a la posibilidad de pasar el resto de su vida tras las rejas, aquellos que planearon los crímenes de guerra más atroces, como la invasión ilegal de Irak que causó la muerte de un millón de personas y el aumento de la muerte genocida culto del Estado Islámico, sigan libres.

Incluso si alguien piensa que el fundador de WikiLeaks debería enfrentar algún tipo de castigo o pena por publicar documentos filtrados, honestamente sabe que  las penas de hasta 175 años de prisión sean proporcionales. Assange está siendo destruido para disuadir a otros de seguir su camino.

Si los periodistas y las «celebridades» que suelen opinar de política guardan silencio sobre esta gran injusticia, este crimen contra la verdad, contra la humanidad, y  contra la profesión que dicen representar, deberían evitarnos su «indignación» en otros temas.

Neil Clark es periodista y escritor. Ha publicado en The Guardian, Morning Star, Daily y Sunday Express, Mail on Sunday, Daily Mail, Daily Telegraph, New Statesman, The Spectator, The Week y The American Conservative. Interviene en la BBC TV y radio, Sky News, Press TV y la Voz de Rusia.  

Comentario (1)

  1. Ignasi Orobitg Gene

    lLos Ciudadanos Libres no están en occidente

    Responder

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: