EEUU – GUERRA BIOLÓGICA: Las autoridades sanitarias cierran el siniestro laboratorio de Fort Detrick

Fort Detrick es una instalación militar  situada en la localidad de Frederick, en el Estado de Maryland, donde desde 1943 se desarrollan los programas de guerra biológica del Ejército de EEUU.  Durante la II Guerra Mundial allí se fabricaron 5.000 bombas que llevaban esporas de antrax. En 1994 se supo que entre 1940 y 1974, en Fort Detrick se llevaron a cabo experimentos secretos con cientos de miles de estadounidenses pertenecientes a una minoría religiosa. En los años 80 y 90, algunos investigadores señalaron a Fort Detrick como el lugar donde se había creado el HIV, el virus del SIDA. Allí también se desarrolló el programa de control mental MK-Ultra  que dejó cientos de víctimas. En 2011, Fort Detrick se enfrentaba a reclamaciones por valor de 2 mil millones de dólares, por parte de los residentes locales afectados por cáncer,  atribuido a la contaminacion de las aguas subterráneas. Tampoco faltaron experimentos con el Agente Naranja entre 1940 y 1960, que las autoridades sanitarias locales relacionan con la alta incidencia de cáncer en la localidad. M.Mestre

Cierran por cuestiones de seguridad el principal laboratorio de guerra biológica en EEUU

Fort Detrick, en 2011. Foto: Patrick Semansky/Associated Press

Fueron múltiples causas las que condujeron a la suspensión del centro de investigación, incluida la falta de seguimiento de procedimientos y la falta de capacitación periódica de los trabajadores.

Rt

El principal laboratorio estadounidense de guerra biológica Fort Detrick, ubicado en Maryland (EEUU), ha sido temporalmente cerrado después de que el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), descubriera que en las instalaciones no se cumplía con los estándares de bioseguridad. La suspensión del centro que realizaba investigaciones de varios tipos de virus como el ébola podría durar meses, informó el pasado viernes The Frederick News Post.

El CDC mostró su preocupación al encontrar que no se cumplían los procedimientos requeridos para tratar aguas residuales después de una inspección realizada en junio, por lo que al mes siguiente tomó la decisión de enviar al centro de investigación una orden informando el cese de operaciones. Esto implicó, además, que se le retirara a la institución su licencia para manejar agentes altamente peligrosos.

Múltiples causas

Fueron múltiples causas las que condujeron a la suspensión del centro de investigación, incluida la falta de seguimiento de procedimientos y la falta de capacitación periódica de los trabajadores en los laboratorios de biocontención, explicó Caree Vander Linden, portavoz del instituto.

En el centro de biodefensa, en el que trabajaban cerca de 900 empleados, se estudiaban gérmenes y toxinas que podrían usarse para poner en riesgo la salud militar o pública. Además, se dedicaba a investigar brotes de enfermedades, manteniendo colaboraciones con universidades, agencias gubernamentales y farmacéuticas, según The New York Times.

No se trata de la primera vez que este laboratorio gubernamental es el centro de atención de las autoridades de control. En 2009 fue suspendido tras descubrirse que almacenaba agentes patógenos que no constaban en su inventario. En otra ocasión se supo que el principal sospechoso de los ataques con ántrax en 2001, Bruce Ivins, era investigador de dicha institución. Sin embargo, se quitó la vida poco antes de que pudiera ser acusado por el FBI.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: