CONTRA LOS ARTISTAS. Rodríguez Larreta rasca el fondo de la olla en su afán de juntar fondos para su campaña presidencial

No sé quien es el autor de este texto pero ayer, en El Gato escaldado (domingos de 7 a 10 por la AM750, donde él y yo somos columnistas) el pintor Daniel Santoro explicó este tema con todo detalle. No tengo palabras para calificar la actitud del alcalde de esta ciudad que, créase o no, no es un feudo sino que sigue siendo la capital federal de todos los argentinos. Una sola palabra acude a mi boca y es “miserable”. Porque HRL, no conforme con vender terrenos públicos para construir torres de lujo y cerrarle el paso a la ribera del río a la gente de a pie y sobrefacturar canteros, macetas y baldosas, ahora va por los escasos dineros con que se subsidia a los artistas para que puedan dedicarse a hacer lo que saben sin distraerse en pensar como pagar la luz. HRL pretende que los porteños paguemos su próxima campaña electoral para la presidencia de la Nación. No sólo lo pretende, sino que lo está consiguiendo.

Una ley injusta

 

Los gobiernos suelen llenarse la boca con la cultura de la ciudad de Buenos Aires. Y lo bien que harían, además de llenarse la boca, en apoyarla. Apoyarla siempre y de verdad. La Cultura siempre es producto del trabajo incierto –la mayoría de las veces no remunerado– pero muy apasionado de los artistas. Quienes nos dedicamos a las artes conocemos y asumimos esa incertidumbre. Después de la pandemia (si es que se puede hablar de un “después” ya que no terminó aún), nuestra situación se tornó muchas veces desesperante. Hace unos días nos enteramos de un proyecto de ley que el gobierno de la Ciudad y la secretaría de Cultura de Buenos Aires enviaron para ser tratado en la sesión de la legislatura del jueves próximo (9 de diciembre). Esta ley afecta de modo perjudicial a todos los premios municipales, relativos a todas las disciplinas artísticas. Hace muchos años que se premia a los artistas destacados con un subsidio vitalicio, muy modesto por cierto, pero que le permite al colectivo tener una esperanza de contención y de estímulo económico. Ese subsidio les permite a las y los artistas tener resueltos algunos gastos mínimos y ayuda a seguir creando. Las políticas culturales siempre ayudan a que el arte y la cultura se desarrollen. Los funcionarios deberían sentirse orgullosos de otorgar estos Premios. Sin embargo, y lejos de ello, el proyecto actual pretende arrasar con derechos adquiridos, convirtiendo este premio -que es y debería seguir siendo un estímulo para los creadores en edades activas- en una mínima jubilación, ya que pretenden que se cobre en la edad jubilatoria y, como si fuera poco, a esto se suma una decisión realmente escandalosa: que del monto del subsidio se descuente lo que la persona reciba como jubilación (si la jubilación excede el monto del subsidio, la persona no recibiría nada).
Además en el proyecto se eliminan los subsidios para varias categorías de las distintas disciplinas. En el caso de los actores, los premios por la trayectoria quedan sin subsidio. En algunos casos proponen dar un dinero por única vez, traicionando por completo el sentido de estos premios.
Este avasallamiento es un ajuste despiadado, que se corresponde con una inédita reducción del presupuesto de cultura. Sin embargo, lo que se ahorran es ínfimo, y el daño que hacen es enorme. Como ya dijimos, si tuvieran un poco de sensibilidad, de compromiso y de responsabilidad con la función que cumplen, deberían estar orgullosos de dar estos premios, y deberían descartar inmediatamente este proyecto aberrante.

Los artistas callejeros fueron duramente perseguidos por la Policía de la Ciudad, al decir de Ragendorfer “La mazorca (unitaria) del PRO”.

Comentario (1)

  1. Daniel Mojica

    Decir me gusta, en este caso es APOYAR LA DENUNCIA Y SUMARME AL RECLAMO de los artistas. No se merecen el destrato y humillación que el GCBA comete con este proyecto que daría vergüenza en cualquier capital del mundo.
    Sería bueno difundirlo internacionalmente para que los artistas del mundo se solidarice y conozcan quien es en realidad HRL.

    Responder

Responder a Daniel Mojica Cancelar respuesta

A %d blogueros les gusta esto: