El hermano del asesinado Mariano Ferreyra le escribió a Lucas Carrasco

Ayer, (escribo cuando todavía faltan dos minutos para que acabe el viernes) la cena antisoja estuvo muy copada. Yo no la pude disfratar mucho porque estaba muerto de sueño. Pero al parecer y a pesar de las circunstancias, todo el mundo la pasó bien. Los invito a entrar en el blog del compañero tucumano Ulises Jarma, que se apropincuó al fogón por primera vez y escribió una breve reseña en la que consideró nuestras humildes cenas nada menos que como “mitológicas”. Y si están allí, que acepten su última invitación de y entren a República Unida de la Soja, el blog de otro de los asistentes al ágape, Lucas Carrasco, el terror de Alfredo Leuco, y lean su post Nada. Cuya sensibilidad y sentimientos consiguieron, como enseguida verán, que aún transido de dolor, Pablo Ferreyra, el hermano del asesinado Mariano, le escribiera.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: