JUJUY – CÁRCEL: Diez detenidos por el asesinato del sobrino de un dirigente de la Tupac también detenido allí

El rumor es que se presionaba al joven para que declarara contra su tío y contra Milagro Sala. JS

Por el asesinato del encarcelado Nelson Cardozo y tras graves incidentes 

Jujuy: Detienen al subdirector del Servicio Penitenciario, a 7 agentes y a dos internos

  • Memoria Verdad y Justicia - Télam

    La policía bloquea la entrada de la cárcel al comenzar los incidentes de ayer.

El fiscal Gustavo Araya dispuso la detención de estas diez personas para esclarecer la muerte del interno Nelson Mariano “Pocho” Cardozo, de 21 años, a quien se encontró sin vida en su celda y según la autopsia murió a causa de “golpes y asfixia mecánica por estrangulamiento manual”, es decir, fue asesinado. El joven, acusado de homicidio, era sobrino de un detenido, colaborador de la también encarcelada Milagro Sala, y a quien como a ésta la organización Tupac Amaru considera un preso político. El asesinato disparó un un motín dentro de la Unidad Penitenciaria nº1 de Jujuy, más conocida como “cárcel de Gorriti”, con un saldo de al menos 15 heridos de consideración y graves incidentes afuera –que produjeron otros 40 heridos– provocados por familiares de los presos desesperados ante la falta de información  y las repetidas salidas de ambulancias llevando heridos al Hospital Pablo Soria. El occiso era sobrino de otro preso, acusado junto a Milagro Sala de “homicidio en grado de tentativa”.La senadora que ocupó el escaño que dejó libre Gerardo Morales al asumir el gobierno de Jujuy dijo que liberar a Milagro Sala pondría en peligro la paz social porque la Tupac Amaru “es una fuerza de choque” y advirtió que ella misma y otros políticos oficialistas podrían sufrir atentados.
araya_9756

El fiscal Araya, que ordenó las detenciones.

En referencia a los incidentes que se produjeron frente al ingreso a la cárcel, el portal  jujuyalmomento.com sostuvo que el “caos se generó a partir del conocimiento de la muerte de un interno en su celda en circunstancias aún no esclarecidas” y agrego que el muerto “es además sobrino del ‘Beto’ Cardozo, jefe de la hinchada de Gimnasia y Esgrima de Jujuy y dirigente cercano a Milagro Sala”.

En un primer momento se dijo que Cardozo se había suicidado, pero sus familiares y allegados descartaron esta hipótesis y responsabilizaron a personal del Servicio Penitenciario. Al parecer, tenían motivos porque el fiscal de turno, Gustavo Araya, ordenó el arresto de todos los penitenciarios que estaban de guardia al momento de la muerte de Cardozo. Los detenidos son el Subjefe del Servicio Penitenciario, inspector general Ramón Ruiz, siete funcionarios del Servicio Penitenciario y dos internos.
Anoche hubo graves incidentes en la inmediaciones de la cárcel cuando familiares de los presos apedreó y arrojo toda clase de elementos a los efectios policiales que resguardan el ingreso a la cárcel, exigiendo que los dejaran entrar para constatar que sus consanguíneos se encontraran bien.
Los heridos registrados fueron 15 presidiarios –penados y procesados– de los pabellones 3 y 5 y cinco penitenciarios.
Los internos fueron  Claudio Valentín Brizuela, Ariel Caucota, Amado Marcelo Montenegro, Matías Alejandro Farfán, Miguel Ariel López, Marco Antonio Singh, Cristian Mariano Acho, Cristian Omar Villa, Héctor Daniel Espinoza, Matías Fabian Santulia, Francisco Antonio Verna, Gerardo Ezequiel Chavarría, Ricardo José Torres, Fabián Licantica y José Disántolo, y los penitenciarios Jorge Gustavo Canseco, Juan Florencio Hoyos, Gabriel Armella, Jorge Díaz y Gabriel Aramayo.
En este contexto, la organización social Tupac Amaru exigió al gobierno provincial que garantice la integridad física de todos los detenidos.  en la provincia.
Nelson Cardozo era sobrino de Alberto Cardozo, quien también se encuentra detenido en el penal de Gorriti por estar procesado –al igual que lo está desde ayer Milagro Sala– por el delito de “homicidio en el grado de tentativa” por una balacera ocurrida en el 2007 en la capital jujeña.
“Hacemos directamente responsable de la integridad física de los presos políticos de Jujuy y de sus familiares a Gerardo Morales”, expresó Alejandro Garfagnini, coordinador nacional de la Tupac Amaru.
“Nos preocupa que este sea un precedente y que en cualquier momento aparezca muerto un preso político. Exigimos al gobierno que se ocupe de resolver los graves problemas que atraviesa la provincia, que cese con la persecución a los dirigentes sociales y que garantice la integridad física de todos los detenidos”, agregó Garfagnini en un comunicado.
El joven muerto se encontraba detenido por “homicidio Calificado por el número de participantes y alevosía”, en el caso el asesinato de Sergio “Gitano” Gónzalez, ocurrido en la navidad del 2015.
Murió ayer al mediodía luego de ser encontrado agonizando por otros internos, según lo informado por el fiscal que lleva la investigación, Gustavo Araya.
La situación generó incidentes violentos, tanto dentro como fuera del establecimiento penal, con un saldo de más de 40 heridos.
En ese contexto, Araya ordenó la inmediata detención preventiva del subdirector del penal, Diego Ruiz, quien estaba a cargo del establecimiento, junto a siete agentes penitenciarios por “incumplimiento en los deberes de funcionario público”, al poner en duda la versión del Servicio Penitenciario acerca de que Cardozo se habría suicidado.
Mientras, en Buenos Aires, la senadora Silvia Giacoppo, que ocupó la bancada de Gerardo Morales tan pronto éste asumió como gobernador de la provincia y lo tiene como jefe político dijo que “poner en libertad a Milagro Sala sería poner en riesgo la vida de mucha gente” y dijo temer que “ocurra algún atentado u otra cosa a alguno de nosotros”.
La senadora se refirió a la denuncia por amenazas recibidas que hizo el titular del Ministerio Público de la Acusación de Jujuy, Sergio Lello Sánchez, y opinó: “Poner en libertad a Milagro Sala es poner en riesgo la vida de mucha gente, es devolver el miedo a las calles de Jujuy. La mujer del fiscal general de la acusación fue amenazada, le preguntaron dónde quiere que le arrojen el cuerpo del marido”.
Giacoppo agregó que también fue amenazado un abogado defensor de una testigo, para que no declare en contra de Milagro Sala”.
“Como no lograron la liberación a partir del pedido de las Naciones Unidas y todo el lobby que hicieron a nivel internacional, ahora están procediendo a efectuar amenazas”, siguió diciendo.
“No les extrañe que ocurra algún atentado u otra cosa a alguno de nosotros. Si todo esto ocurre con Sala detenida, si es liberada y retoma el efectivo liderazgo de la fuerza de choque que es la agrupación Tupac Amaru, podría coaccionar contra quienes declararon en su contra y entorpecer de manera efectiva el proceso judicial”, insistió.
Según Giacoppo, los integrantes de la Tupac Amaru buscan deshacerse de materiales probatorios que puedan complicar a Sala.
“De un reciente informe de Fiscalía de Estado surge que, además de las amenazas a testigos, se detallan varios episodios en los que la policía, en el marco de distintos allanamientos a los domicilios de Sala, encontró a sus subordinados extrayendo y ocultando documentos y otras pruebas de relevancia para la causa”.
Sala está detenida en Jujuy desde enero pasado, luego de protagonizar un prolongado acampe frente a la Gobernación. Si bien esta fue la causa inicial en su contra, luego se sumaron diversas denuncias, entre ellas por el uso de fondos públicos para la construcción de viviendas populares.
Quienes reclaman la liberación de Sala y sus compañeros argumentan que hacen lo propio el Grupo de Trabajo sobre Detención Arbitraria de la ONU; de la  Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH); del secretario general de la OEA (de la aquella depende) y del Parlasur, de la que Sala es diputada electa.
El Gobierno, por su parte,  argumenta que la decisión de mantenerla detenida es potestad de la justicia provincial y que Sala está implicada en el desvío de fondos para la construcción de viviendas.
“Para los que insisten en el tema, la causa en la que se dictó su prisión preventiva no tiene nada que ver con el derecho a la libertad de expresión de esta dirigente. A ella se la investiga, en cambio, por una estructura mafiosa que se empleó para desviar fondos públicos destinados a la construcción de viviendas sociales mediante la intimidación y la extorsión de cooperativistas. Ese fue el motivo de su detención”, enfatizó Giacoppo.
“La prisión preventiva se da en el caso de que exista plena prueba del hecho y semiplena de la culpabilidad del imputado, y se registre peligro de fuga o de entorpecimiento de la investigación. En el caso de Milagro Sala, según fue confirmado tanto por la Cámara de Apelaciones y Control como por el Superior Tribunal de Justicia de Jujuy”, concluyó.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: