AMIA BAJO FUEGO: Condottiera de EEUU-Israel moviliza a la Embajada de Bélgica denunciándole que la persigue… ¡el Pájaro Rojo!…

Una tomadura de pelo. No conocí a nadie que odie tanto y tan irracionalmente a la Presidenta como esta mujer que trabaja denodadamente en defensa de los intereses de la derecha republicana-israelí (o, lo que es lo mismo, del complejo militar-industrial y financiero) Nos la hemos ganado de enemiga mortal, lo que es un decir, ya que obviamente no pienso matarla: solo evitarla. La belgo-hispánica Teresita se dio por amenazada porque yo en alguna parte dije que «estamos bajo fuego» del gorilaje destituyente, lo que reafirmo. Los que están bajo fuego, buscamos cubrirnos, ponernos a salvo. Si después podremos devolver los golpes o escapar, es otro cantar. No se puede extraer que de la acción de esconderse de una agresión, se desprenda necesariamente la idea de repeler a quien nos ataca. Ni ahí. Yo, a la gente como ella, le temo y le escapo. Porque te enredan en polémicas estériles y te hacen perder el tiempo. Les pagan por ello.

Fuiste tu, Teresita, quien me viniste a entrevistar respecto a la causa AMIA con el único afán de perjudicarmos tanto a mi como al gobierno nacional. No fui yo quien fue a ti. Fuiste tu la que viniste a mi. Ancho es el planeta: tu ve por allí que yo voy para allá.

Que Teresita se haga la perseguida me recuerda al huidizo Damián Patcher, que dijo haberse asustado porque se le sentó cerca en un bar un señor con campera (hacia mucho calor) y anteojos negros y no paró de correr hasta llegar a Israel. Hay quienes creen que tenía todo programado: aunque tenía dinero, había dejado de pagar las expensas de su departamento de Sarmiento y Uriburu hacia medio año.

Tan perseguida está Teresita que sigue casada con un periodista de la estatal Télam a quien nadie molesta ni molestará.

Tanta pavada taraba a un titán.

Al hacerse eco de ella, Clarín desciende a las simas más profundas del antiperiodismo.

………………
Luego de la nota de Clarín, transcribo un comentario de José Petrosino que me llegó antes de escribir pero que abrí y leí después. JS

La embajada belga pidió por la seguridad de una periodista

 

Preocupación diplomática.Teresita Dussart reveló contradicciones entre los custodios de Nisman y fue hostigada por los medios oficialistas.

Hostigada. La periodista Teresita Dussart recurrió a su embajada.
Hostigada. La periodista Teresita Dussart recurrió a su embajada.

La embajada de Bélgica en Buenos Aires tomó contacto con la Cancillería para transmitir el pedido de protección consular que realizó la periodista belgoespañola Teresita Dussart, preocupada por el hostigamiento que sufrió de parte de medios oficialistas.

Dussart fue quien reveló en su blog personal las contradicciones de los custodios de Alberto Nisman en las declaraciones que efectuaron ante la justicia tras la muerte del fiscal especial para la AMIA. Enseguida, desde la prensa oficialista, la trataron de “espía”, “mercenaria” de los servicios de inteligencia, la CIA y el Mossad. En resumen, un cóctel que resulta conocido para los periodistas que trabajan en la prensa crítica con temas sensibles de política.

La periodista se sintió amenazada por la andanada en su contra y pidió protección consular en la embajada belga y en la española, pero fue Bruselas la que corrió en su apoyo.

Aunque en las redes sociales se difundió que el embajador belga había ido personalmente al Palacio San Martín para plantear el asunto, ante la consulta de Clarín, el propio Patrick Renault lo desmintió, pero admitió que desde su embajada habían utilizado los “canales diplomáticos habituales” para transmitir al Ministerio de Relaciones Exteriores la preocupación de Dussart y pedir por su seguridad.

Dussart, que trabajó como corresponsal en Moscú y Zurich, entre otros destinos escribe también para La Libre Belgique desde Buenos Aires. En su blog Relacionesinternacionales.co también reveló el 24 de enero pasado que el custodio Rubén Benítez, quien conocía a Nisman desde hacía 15 años y también cumplía tareas para él como chofer, entró al departamento del fiscal el sábado 17 – un día antes de su muerte.

Nisman le pidió que el lunes 19 le comprara una pistola calibre 22. El fiscal apareció muerto el domingo 18.

Tras las revelaciones de Dussart sobre las contradicciones de los custodios de Nisman, varios medios le hicieron entrevistas. Pero otros como Página 12 escribieron “Otro personaje insólito entra en escena” y, en tono irónico, vinculó su trabajo a Kroll y Geos International, “una empresa de seguridad internacional con oficinas en 50 países”. A Kroll la calificó como “la CIA de Wall Street”. Dussart confirmó a Clarín que trabajó hace diez años para ellos, pero que nada tienen que ver hoy con su trabajo de periodista. “Por eso está normalmente en la biografía de mi blog”, dijo.

Pero con quien Dussart más problemas dice haber tenido es con Juan José Salinas.

En una nota en la que se preguntaba ¿Quién es Teresita Dussart?, Salinas dice que hace un año la había denunciado “por ser, claramente, una agente de alguno (o varios) servicios secretos extranjeros de esos que tenían absolutamente colonizada la Secretaría de Inteligencia (por lo no cabe más que apoyar con entusiasmo las medidas que tomó, más vale tarde que nunca, la Presidenta) y están ahora furiosos y dispuestos a todo”. La tilda de “energuménica (sic) que odia a Cristina de una manera irracional”.

Dussart también recuerda que la agencia militante Paco Urondo afirmó de ella que estaba aquí para desestabilizar al Gobierno. Y que Salinas, por ejemplo, “lanzó la frase ‘estamos bajo fuego’, lo cual implica repeler al enemigo”.

(Por José Petrosino).- Esta «belga» Drussar luce como una agente de inteligencia extranjera, y muy probablemente lo sea, aunque ella lo niegue. Hace 3 años que está en la Argentina, no se sabe bien haciendo qué, pero es fácil inferirlo.
Como presume (pero no lo hace) de “querer investigar” el bombazo AMIA, en la radio comunitaria Jai le hicieron un reportaje el 12/12/2013. Como en éste recreaba las falacias que quedaron expuestas como tales en el juicio oral, trate de comunicarme con ella vía Facebook y mail para intercambiar información. Como no recibí contestación, emití un mail circular refiriendo lo ocurrido.
El periodista Juan Salinas, uno de los 10.000 interlocutores que reciben mis mails circulares, lo publicó en su blog «El Pájaro Rojo», ante esto la Drussart respondió con descalificaciones y amenazas hacia mi persona en una nota en radio Jai:

http://www.radiojai.com.ar/OnLine/notiDetalle.asp?id_Noticia=68908 …(continúa)

…Ahora la “belga” se la agarra otra vez con Salinas.

En Bélgica tal vez sea un delito criticar a alguien, por suerte en la Argentina por ahora no lo es.

Todos los que están en el tema de los bombazos de Baires en Argentina, saben que soy un investigador independiente de estos y como tal he declarado en marzo de 1999 como testigo de concepto/amicus curiae en la Corte Suprema en la causa voladura de la emba de Israel.

En 2001 como le dije a Galeano que iba a terminar preso por sus aberraciones en la instrucción del juicio oral que se iniciaba me hizo hacer una pericia psicológica en el hospital de Luján, pero no me quiso convocar a declarar.

También aporté información: en 1998 a la Comisión Bicameral de Seguimiento y en 2011 en el juzgado de Canicoba Corral y en la UEI del Ministerio de Justicia.

Y desde hace 10 años vengo denunciando orbi et urbi al SUICIDA Nisman por delincuente roba sueldos e infame traidor a la Patria.

Comentario (1)

  1. Pingback: PARANOIAS. El sindrome Patcher causa estragos: primero fue Teresita, ahora se contagió a su marido | Pájaro Rojo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: