TIERRA DEL FUEGO, MALVINAS e ISLAS DEL ATLÁNTICO SUR. Fueguinos indignados con justa razón

Nunca estuve en Ushuaia ni en Tierra del Fuego. Menos en las Malvinas, y menos que menos en las Sandwich y Georgias del Sur. Tampoco en la Antártida, como si estuvo, creo que dos veces, mi añorado amigo José Luis D’Andrea Mohr. Sin embargo, basta no ser un zopenco para entender la enorme importancia que tiene para la Argentina, Suramérica y me atrevo a decir toda Iberoamérica, todo lo relacionado con esos mares y territorios donde quizá esté cifrada la supervivencia de la especie. Aunque apoyo con decisión al gobierno nacional (hay que ser muy obtuso a mi modo de ver para no reparar que su fracaso abriría las puertas al regreso de los horribles) soy muy crítico en lo que hace su política en este tema. Y creo que a esta señora, Alejandra Victoria Portadino, a la que no le tengo el gusto, le asiste plena razón. Ustedes dirán.

Si están apurados, vayan directamente a lo destacado en negrita.

“Tierra del Fuego tiene que tomar decisiones sobre Malvinas y Antártida”

PROVINCIA 23

La importancia de la participación fueguina en la toma de decisiones en los temas de la Soberanía de Malvinas, Antártida e Islas del Atlántico Sur y los derechos de Tierra del Fuego como provincia en un sistema federal, son los temas abordados en este artículo de la ingeniera Alejandra Portatadino.

 

Alejandra Portatadino es Ingeniera mecánica, miembro de la American Society Mechanical Enginer, del Centro Argentino de Ingenieros, cofundadora de Ingeniería sin Fronteras Argentina y ex subsecretaria de Derechos Humanos de la Municipalidad de Ushuaia. Asegura que “en nuestra provincia austral muchos festejamos las decisiones de nuestro Presidente Alberto Fernández, sobre la nueva impronta política que tendrá Argentina con respecto a Malvinas, nos ha dado un aire fresco con nuevas esperanzas. Pero es cierto que en vista de lo sucedido, y con el espíritu Federal de nuestra Constitución nacional, con el gobierno actual consustanciado para recuperar nuestra identidad federal, nos obliga a plantearnos el derecho de los fueguinos a participar de la elección de quienes conducirán la Secretaría de Malvinas, la Dirección del Instituto Antártico, la Dirección Nacional de Política Exterior Antártica (de extrema importancia para los fueguinos) y estar representados en la toma de decisiones sobre los Islas del Atlántico Sur, Malvinas y Antártida. Un reclamo de que ya es hora de que seamos escuchados. Y que las sedes centrales de la Secretaría de Malvinas y del Instituto Antártico se encuentren físicamente ubicadas con sus responsables en nuestra Ciudad de Ushuaia Capital de las Islas Malvinas y del Sector Antártico Argentino”.

Alejandra Portadino

“Pese a las buenas nuevas, no todo es color de rosas, y continuamos manteniendo serias preocupaciones, donde, una de ellas es que se mantengan en sus puestos en Cancillería a los que, en el Gobierno de Mauricio Macri, avalaron y fueron coparticipes del comunicado Foradori-Duncan, como Máximo Gowland, Rodolfo Sánchez, Fernanda Millicay (hoy premiada con un puesto en la Organización Marítima Internacional) y Patricia Ortuzar, bombrada por nuestro Gobierno Directora Nacional del Antártico.

Son  nombres bien conocidos y mal recordados en nuestra provincia fueguina, malvinera y antártica. Más aun teniendo como tenenos a la ciudad de Ushuaia como la capital de nuestras entrañables Islas Malvinas”.

Portatadino asegura que “fue realmente vergonzosa y humillante la entrega de nuestra soberanía, y la manera artera con la que se realizó, ya que, con la forma de ‘comunicado’, fue poder realizar un acuerdo encubierto que no tuviera que pasar por el Congreso de la Nación, donde, seguramente muchos diputados y senadores lo hubieran votado en contra y denunciado, más aún nuestros representantes fueguinos”.

“Entendemos como fueguinos que esas personas fueron cómplices solidarios y partícipes necesarios de esa entrega, por ser suaves y no decir traición, y muchos lo sentimos como un agravio y una ofensa que continúen en sus puestos como si no hubiera pasado nada, y encima los premien con ascensos, cuando nuestros legisladores provinciales fueron simples espectadores de esa traición sin siquiera poder manifestarse con su voto en el Congreso de la Nación.”

“Para muchos fueguinos no será grato tener que verles las caras en nuestra provincia, más aún, a muchos veteranos de la guerra por la liberación de nuestras Islas Malvinas. Ya conocemos la capacidad de acción diplomática del Reino Unido, donde para ese país es uno de los pilares que sustentan sus dominios en los llamados Territorios de Ultramar, algunos como los que sostienen en nuestro sector antártico y plataforma continental apropiados de manera compulsiva y violenta”.

Representación en el Consejo Nacional Malvinas

“Otro tema preocupante es que en el Consejo no haya representantes del Ministerio de Defensa, ¿Por qué?, Mientras Gran Bretaña ejerce el poder sobre nuestros mares mediante embarcaciones y aviones de guerra decidiendo unilateralmente quiénes puede pasar y quiénes no. Recordamos el paso en este mes de 30 embarcaciones pesqueras Chinas que vinieron de pescar ilegalmente en el Atlántico que pasaron por el Estrecho de Magallanes sin ser detectadas ni detenidas por nuestra Prefectura ni Armada, nos enteramos cuando fueron interceptados por el vecino país de Chile.

  

El 10 de junio una flota de 30 pesqueros de altura chinos cruzó el Estrecho de Magallanes de regreso a sus bases portuarias de origen luego de depredar a su gusto y de manera impune el Mar Argentino. El convoy fue fotografiado y filmado por la Aviación Naval chilena.

Argentina no puede hoy pescar ni pasar ni vigilar esa porción de nuestro mar territorial argentino usurpado y apoderado por el Reino Unido. Debemos recordar que las políticas Argentinas llevadas adelante en los gobiernos del General Juan Domingo Perón fueron muy firmes en torno a Malvinas, Atlántico Sur, Archipiélagos y Antártida: creó el Instituto Antártico Argentino y una gran cantidad bases permanentes. Nuestro deber esmantener esa impronta nacional y soberana”, agregó la ingeniera.

“Hay algo que nos amalgama y nos une y ese algo se llama Patria. Nuestra visión sobre Antártida a veces dista mucho de la de Buenos Aires, ¿será porque estamos más cerca de la Antártida que de Buenos Aires? ¿qué las Malvinas están a tan solo 600 kilómetros de distancia?, ¿a que compartimos la misma geografía, la misma vegetación, la misma fauna y hasta sufrimos el mismo clima frío?, la cercanía crea pertenencia, por eso muchos y muchas fueguinas entendemos que en cuestiones de Malvinas, Atlántico Sur y Antártida, debe haber fueguinos y patriotas, no basta vivir en nuestra Provincia, hay que amarla, sentir a Malvinas como parte nuestra, ver a la Antártida como propia, y tener el conocimiento para poder hacer frente a las avanzadas diplomáticas y ocupacionales que está llevando Gran Bretaña sobre nuestro territorio Argentino”.

“Estamos ya cansados de ver como desde Buenos Aires manejan la cuestión fueguina con un total desconocimiento de la zona, como un puestito que ocupar, un sueldo que cobrar, poder viajar a costa del Estado dando conferencias vacías, fuera de toda acción real, y lo vimos con el Comunicado Foradori Duncan. La toma de decisión se realiza desde la comodidad de la Cancillería y sin conocer plenamente el territorio, por el solo hecho de la meritocracia de las intrigas palaciegas diplomáticas”.

“El territorio lo administra CABA por sobre nuestra Provincia, ya no somos un Territorio Nacional, somos una Provincia, joven aún, pero ya con nuestra identidad, nuestra cultura, nuestras ideas y nuestra territoriedad, por eso nuestro nombre es Provincia de Tierra del Fuego, Antártida e Islas del Atlántico Sur. Y, sin embargo, vemos como es constantemente ninguneada nuestra identidad, ante la total ausencia y participación nuestra en temas que afectan nuestro territorio y por ende a nuestras vidas”.

“Reclamamos nuestros derechos en un país federal.  Nuestro derecho a intervenir y participar de las decisiones de una causa nacional pero que afecta directamente a nuestra provincia, nuestras ciudades y al pueblo fueguino”.

“La estrategia Británica para afianzar su usurpación en separar las zonas en dos territorios. El primer territorio identificado obviamente con su insignia bandera de ocupación es la Gobernación de Malvinas, donde es menester conocer con los personajes que lidiamos. El Gobernador puesto ilícitamente por el Reino Unido en territorio Argentino es un Comodoro de la Real Fuerza Aérea llamadoNigel Phillips, (foto) también graduado Universidad de Durham, luego obtuvo una maestría en estudios de defensa, militares, cuestiones políticas e internacionales en el King’s College de Londres, donde prestó servicios en la agencia de servicios y comunicaciones de Defensa como oficial mayor. En 2003, Phillips fue asignado a la embajada británica en Estocolmo, Suecia, como agregado de defensa. Podemos observar el conocimiento de Phillips en temas cruciales como defensa, comunicaciones y cuestiones diplomáticas. Ahora si comparamos las acciones británicas y las respuestas Argentina de estos últimos meses, quedan expuestas a simple vista las inaniciones de la cancillería Argentina ante las acciones Británicas. ¿Para qué lado o que estaban mirando los funcionarios que pusieron desde nuestro Gobierno para responder a la estrategia y los avances Británicos sobre Antártida e Islas Malvinas de estos últimos meses?. Y si ejercemos nuestro derecho a desconfiar y ser descreídos para preguntarnos ¿en que complicidades y alianzas de aquellos que estuvieron involucrados con el acuerdo Foradori Duncan con los que ocupan ilegalmente nuestro territorio?.”

“El segundo territorio que muy pocos conocen, y donde existen intereses para que no se conozca, es el territorio de ultramar del Reino Unido de las islas Georgias del Sur y Sandwich del Sur, creado luego de ocupar militarmente por la fuerza las Islas Argentinas Sandwichs y Georgias del Sur. Este es Gobernado por un “Comisionado”, representante directo de la reina actuando en nombre de ella directamente, este territorio cuenta con su bandera diferente a la de Malvinas lo que marca otra fuerza de ocupación bien definida. Estamos ocupados geopolíticamente por dos frentes diferentes, lo que implica que la lucha por la recuperación de nuestro territorio tiene que ser por dos caminos, bien definidos, con verdaderos académicos y comprometidos por nuestra soberanía especialistas en cada tema, y no colocados por favores políticos”.

“Es una cuestión de políticas de Estado y Soberanía Territorial Argentina, por lo expuesto es que estamos cuestionando y nos llama poderosamente la atención que haya sido designada la Licenciada Patricia Ortúzar (foto) como Directora Nacional del Antártico, conociendo que fuera fiel ejecutora de los lineamientos de Máximo Gowland , a quién se lo señala como el respaldo intelectual del artero Comunicado-Acuerdo, Foradori-Duncan. Gowland sigue en su cargo en Cancillería, en una dirección creada a su expreso pedido a la entonces canciller Malcorra, para estar por encima de una ‘Dirección Nacional del Antártico’ creada por la Ley Nº 18.513. Entonces la pregunta que surge ¿será nuestra Cancillería una sucursal de Londres?, más aún todo esto pudo plasmarse porque desde Buenos Aires ignoran completamente gracias a la desinformación de los periódicos Clarín y La Nación, que miran para el costado o actúan directamente en connivencia con el reino Unido, las acciones del Reino Unido sobre territorio Argentino. Ante esto no solo es menester informar, también poner nuestras voces como fueguinos en las designaciones que afectan no solo la soberanía territorial Argentina, también la de nuestra Provincia, siendo Ushuaia Capital de esos territorios. ¿Cómo podemos aceptar una funcionaria sospechosa de acompañar el Comunicado Foradori Duncan? , no solo eso, que formación académica y trayectoria tiene, para enfrentar a un peso pesado como Nigel Phillips, la conclusión que mientras los Británicos ponen en esos lugares personal altamente comprometido, capacitado y formado en las artes militares, políticas y diplomáticas con fuerte compromiso patriótico hacia su reina y la Unión Jack, en Argentina ponemos funcionarios para cumplir con favores políticos o amiguismos. Recordemos a (el general Jorge) Leal. Nuestro presidente, con un muy buen criterio desea aplicar políticas federales, nos alienta a expresarnos, aún en los cuestionamientos constructivos, cumpliendo el pedido presidencial de expresarnos en disenso y en todos los aspectos que no se conocen, o algunos picaros intentan ocultar sobre la defensa de la soberanía geopolítica de nuestro territorio”.

“Igualmente sucede con el cruce por el Estrecho de Magallanes, mientras los fueguinos bregamos por estudios realizados por el cruce corto Punta Dungeness-Cañadon Alfa Beta, desde Buenos Aires nos quieren imponer un cruce largo, con Puerto en San Julián, pero ese será otra nota”.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: